¿Día de qué? ¿De la mujer?


Mujer entera, no sumisa.

Mujer entera, no sumisa.

Ya estamos en aras del día de la mujer ¡No, que digo! El “día internacional de la mujer”, un día para celebrarlo, y reventar de alegría, de detalles, sorpresas y comercio de todo tipo; otro de esos días que están ahí, pero nadie sabe por qué, ni para qué.

Este día no es tan especial para las mujeres como la mayoría piensan, aunque de especial si tiene mucho, y en muchos sentidos que ni se sospechan.

Los agentes publicitarios y diseñadores, son los primeros. Estas personas siempre prestas a causar la mejor y mayor impresión empiezan a bombardear los medios, diciendo cuales serán las tendencias, haciendo sus ridículas listas “top 10” o “top ..no sé qué”, en las cuales se van a dedicar a decirle a las mujeres, que es lo que necesitan, como se deben sentir y a dónde deben ir, y a los hombres en su mayoría, qué deben comprar, cuánto deben gastar y dónde hacerlo.

Esta publicidad excesiva, invasiva y hasta fastidiosa también se encarga de decirle a las mujeres cómo serlo, y pregona y ensordece con sus tips de belleza, de feminidad, de encanto y de galantería, haciéndolas siempre parecer seres dóciles, asexuales, sin problemas mas allá del cabello o las uñas, porque hoy en día para ser la mujer perfecta, hay que ser una desocupada; siempre están en la difícil decisión de: “ser la mujer que quieren que sea, o ser quien en verdad quiero ser”, y muy pocas veces ambas ideas congenian entre sí.

Los centros comerciales, están a reventar. Los publicistas han hecho muy bien su trabajo, y los bancos también se salen con la suya, días antes expanden los cupos de sus tarjetas y hacen alianzas con marcas y productos para lanzar sus maravillosos descuentos. Los restaurantes están a tope, y las filas y reservas se hacen inmensas, y fácilmente este es uno de sus días donde una familia de clase media trabajadora se siente como una de alta alcurnia, y no solo se siente: gasta como una. Las rosas, chocolates, peluches y cartas tipografiadas a mano triplican su precio, pero aún así, quienes compran no se dan cuenta de que para poder comprarla, muchas de las mujeres de la industria de la floricultura, quienes comúnmente son campesinas, tuvieron que doblar turnos de trabajo, y que a ellas nadie les regala nada.

Hoy en día, el DIA DE LA MUJER, es una de aquellas leyendas olvidadas de cuento de fantasía, donde todo el mundo celebra algo, pero no sabe por qué, ni para qué. No recuerdan cómo fue que esta celebración nació, y si es que lo hacen, los más descarados, los más cínicos e inconscientes, la celebran, pero al cantar del próximo gallo estarán cometiendo los mismos atropellos con sus esposas, maltratándolas, encasillándolas, chantajeándolas y estigmatizándolas, y a sus hijas limitándoles y adoctrinándolas en la inseguridad y el odio hacia el otro género.

Los mas “demócratas” estarán exponiendo estadísticas sobre el maltrato, la violencia, y el trabajo, y al otro día estarán rifando ollas, lavadoras, hornos, exprimidores y demás electrodomésticos entre ellas. Otros descarados, regalarán a sus madres, esposas y allegadas, planchas, lavadoras, neveras y demás artículos que simbólicamente lo único que hacen es aferrarlas más y más al estereotipo de belleza que ha creado el consumo.

No contradigo la importancia de esta celebración, mas lo que no celebro es el olvido del verdadero y legítimo sentido de este día, el cual fue una lucha ardua y agotadora por parte de mujeres soñadoras, reformistas y revolucionarias en su época, que se cansaron de la cocina, los quehaceres domésticos, la vida de los hijos y el hogar y pidieron más. Pidieron participación política, pidieron trabajos y sueldos justos, pidieron participación intelectual, la oportunidad de educarse, de decidir por si mismas su futuro, sus anhelos, su amor, su profesión y demás.

Las valientes mujeres socialistas que un día dijeron: ¡No más! (Copenhague 1911)

Las valientes mujeres socialistas que un día dijeron: ¡No más! (Copenhague 1911)

Por eso hoy no pido más que recordar, remembrar los sucesos que hicieron que un montón de aguerridas mujeres, cambiara el curso de la historia, y que hagamos de esta una verdadera celebración, no otro invento mas de la sociedad de consumo que hace que las mujeres sean un símbolo sexual y plástico. Ojalá hoy recordemos aquel día de 1910 donde cientos de mujeres de trabajadoras se reunieron en Copenhague para luchar por una sociedad igualitaria. Ojalá las recordemos a ellas, y no a una inútil promoción de descuentos para artículos de “belleza” o del hogar….. Escrito por: Álvaro Cruz y Santiago Márquez.

Un saludo especial a todas las mujeres de este planeta; Sin ustedes, poco sentido tendría todo, o nada.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , ,

About Sangarrafa

Aspirante a Filólogo, amante de las palabras, incrédulo, soñador y delirante.Literatura, mundo e ideas son lo que hoy me impulsan; los libros, la vida, la sociedad, la cultura , el amor y el desencanto me hablan y mi meta es responderles. Aún soy altruista y creo en causas perdidas, me encanta escribir y mi descanso es leer. Me interesan la escritura y creación, corrección y edición, traducción y revisión de textos. Quiero vivir entre, con y para las palabras.

3 responses to “¿Día de qué? ¿De la mujer?”

  1. Santiago Márquez says :

    No te podés llegar a imaginar lo que sentí leyendo esto, es increíble como transformaste las palabras y comunicaste en este escrito lo maravilloso que “pensamos”. Vale aclarar que todo el crédito es tuyo; sin embargo, mil gracias por tenerme en cuenta y transformar mis ideas. Amé, literalmente, este artículo….

  2. dulceechacoon says :

    Afortunadamente no soy victima de la moda, ni de ningún tipo de machismo, me siento agusto conmigo, y que igual puedo agarrar este día de excusa para ser consumista, y hacer mover un poco más al dinero, aunque si concuerdo en que no se vale que un día las traten como reinas, y al siguiente día como sirvientas o exclavas sexuales, ahí no pues no tiene congruencia, sin embargo, no esta mal que al menos un día seamos consentidas, y recordar la lucha de esas mujeres por nuestros derechos🙂

  3. Sangarrafa says :

    Hola a todas las mujeres: me encanta este tema. Invito a las mujeres a que sean ellas quienes tomen una decisión firme y fuerte, para que de una vez por todas den un paso adelante, e intenten en todos los ámbitos, de hacer campaña para dejen de ser Cosificadas, pues no son objetos ni cosas. Son dignas de todo lo bueno. Si hacen una cosa opuesta, es que se les ha corroído el carácter. La pérdida de la dignidad por falta de carácter tiene muchas facetas…………..l.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: